El retorno de la curva: LG G Flex 2 se hace oficial


Era uno de los productos que esperábamos en esta feria del CES y LG no ha fallado a las predicciones. La compañía se encuentra en estos momentos celebrando su conferencia de prensa del CES 2015 y en dicho marco ha aprovechado para lanzar al mundo su nuevo G Flex 2, una nueva generación del G Flex que lanzó el año pasado cuya principal cualidad sigue siendo, por supuesto, la curva de su pantalla. Por lo demás, el teléfono ofrece interesantes mejoras que ayudarán a LG a quitarse esa espinita tan incómoda que le dejó su primer intento en el original terreno de los teléfonos con panel curvado.

PRINCIPALES PRESTACIONES

Una de las cosas que se rumoreaban respecto a la nueva generación del G Flex era la apuesta por una pantalla más pequeña, algo que efectivamente ha terminado haciéndose realidad. El nuevo G Flex 2 pasa de las 6 pulgadas de su antecesor a unas más manejables 5,5 pulgadas –hey, no levantes la ceja, ¡es media pulgada menos!-, subiendo además en el proceso a una resolución de 1080p. El panel es ahora además más resistente (un 20% más, para ser exactos, y gracias al toque de la propia LG) y su particular carcasa trasera -¿recuerdas su llamativa característica de auto-curación?- puede recuperarse de los arañazos en solo 10 segundos, dejando en cosa del pasado los 3 minutos que antes empleaba para disimular las imperfecciones.

A nivel interno, el G Flex 2 también cuenta con prestaciones interesantes. Sin duda la más atractiva es que se trata de uno de los primeros dispositivos en llevar el procesador octa-core Snapdragon 810 de Qualcomm (a 2 GHz), junto a 2 GB de RAM. El teléfono ofrece soporte LTE Advanced (Cat. 6) y ha mejorada su cámara principal, con el mismo sensor de 13 magapíxeles presente en el LG G3.

Su sistema operativo es Android 5.0, con la interfaz de LG, por supuesto, en la que podrás encontrar funciones ya conocidas como la posibilidad de poder hacerte un selfie con la cámara frontal con solo un gesto de la mano. A la hora de controlarlo, por cierto, tenemos de nuevo la colocación de los botones físicos en su parte trasera -como otros terminales de LG, también han renovado su aspecto-, de forma que tendrás que toquetear su espalda cuando quieras encenderlo o controlar el volumen.

En cuanto a su batería, LG ha dejado saber que es capaz de cargarse al menos hasta la mitad en solo 40 minutos.

DISPONIBILIDAD

No hay por el momento fecha o precio aproximado para este equipo -esperemos al menos que LG no cometa el error de etiquetarlo con tanta ambición como hizo con su G Flex. Lo que sí sabemos es que el equipo vendrá en dos colores a adquirir: rojo granate (o mejor dicho Flamenco Red) y gris (o formalmente llamado Platinum Silver), siendo el primero de ellos nuevo en la oferta de la casa. Por las imágenes que han podido verse, habrá también una funda protectora con ventana redonda (a lo QuickCircle) como la de los LG G2 y G3, pero igualmente no se han facilitado datos al respecto. Fuente http://es.engadget.com/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s